El mundo entero es afectado en el 2020, primero por la pandemia y adicional El Salvador fue golpeado por las fuertes lluvias a causa de la Tormenta Amanda y Cristobal, donde quedaron miles de familias afectadas por la complejidad de las zonas donde viven, esto sin duda pone a prueba la capacidad de respuesta de las organizaciones que trabajan en favor de la sociedad con índices de vulnerabilidad.

FUSALMO junto a Salesian Missions se unen con ayuda humanitaria para 150 familias de Santa Ana, San Salvador y San Miguel; la ayuda llego de forma domiciliar, esto para evitar aglomeración con la entrega de canastas básicas, kits recreativos para los más pequeños y kits higiénicos, adicionalmente se entregaron huertos caseros.

La ayuda fue propicia para esos momentos difíciles, aún más para las familias que perdieron sus viviendas, en ese sentido se favorecieron a 20 de ellas, ya que la fuerza de la naturaleza es imprescindible.  

La Familia Flores expresaron lo siguiente “Muchas gracias a Dios, a FUSALMO y Salesian Missions por esta ayuda y Dios les multiplique”

FUSALMO se debe a toda la niñez y juventud que atiende en sus diferentes programas, y en esta ocasión se sumó al esfuerzo, junto a otras organizaciones para también responder en tiempo de crisis a quienes más lo necesitan.

 “Demos bastante si queremos conseguir mucho”. (Don Bosco)